Otra razón para odiar a los “Masters”

30 10 2014

¿Crees que eres bueno, que tienes habilidad marcial? Entonces probablemente das pena. ¿Crees que eres malo? Probablemente tengas razón.

Pero aquellos que piensan que son malos, probablemente van a estar mucho más tiempo tratando de arreglar eso que los otros presumidos idiotas, los cuales parecen ser la norma ahora en cuanto a profesores de artes marciales.

“La causa fundamental de los problemas en el mundo de hoy es que el estúpido es engreído mientras el inteligente está lleno de dudas ” – Bertrand Russell

En resumidas cuentas es así, ¿no es cierto?

Mira en el mundo entero. Ya que esto es un blog sobre artes marciales, tal vez nosotros deberíamos concentrarnos en ese mundo. La gente que menos sabe parece que es la que saca más material a la luz. Ves a youtube y no encontrarás a verdaderos maestros que coloquen ahí su material. Pero si que encontrarás al niñato que aprendió de un libro a como usar los “lunchakus” y que da clases tutoriales sobre ello.

Acabo de leer un libro, “Confidence- Overcoming Low Self-esteem, Insecurity, and Self-doubt” de Tomas Chamorro-Premuzic. Creo que es uno de los mejores libros al respecto, si tienes oportunidad de leerlo, hazlo.

Es algo engañoso, ya que comienza mostrando que la mayoría de gente con gran seguridad en sí mismos y alta autoestima, van esencialmente despilfarrando oxígeno. Lo que Russell declaró parece próximo al tema principal del libro – aquellos que no tienen las habilidades parecen muy seguros de que ellos pueden hacer cosas, mientras que aquellos que tienen baja confianza  en sí mismos, trabajan para mejorar en lo que hacen. En vez de intentar precipitarse para estar seguro, Tomas dice que nosotros deberíamos usar aquella inseguridad para aumentar la competencia, hacer pequeños progresos y luego tener la confianza en ello.

El libro incide sobre muchas cosas que yo veo en el mundo, y especialmente en las artes marciales. La gente es atraída por aquellos que irradian confianza. Votamos a favor de ellos para que sean nuestros líderes, nos gustan como compañeros, y con mayor probabilidad vamos hacia ellos para temas como la instrucción de artes marciales por ejemplo. Pero, la mayoría de las veces, en estos tiempos, aquellos que rebosan confianza son la gente menos capaz que hay ahí fuera.

Hace unas décadas, los científicos sociales decidieron estudiar el amor propio y la confianza en la gente. Vieron que la mujer que no podía decir quien era el padre de la mayor parte de sus 7 niños carecía de autoimagen positiva, y que el tipo que construyó una empresa que estaba en la lista Fortune 500 a partir de un negocio que comenzó en su garaje, tenía abundante autoimagen positiva. Siendo los típicos académicos que eran, concluyeron que si tú piensas en tí mismo bajo un aspecto favorable, entonces tendrás el poder de mover montañas.

Bien, en el último medio siglo hemos estado tratando de aumentar la autoimagen que la gente tiene de sí misma y el resultado ha sido bastante malo. Como indican estudios más recientes (y bastante heréticos para el sistema), tener 7 niños pero ningún hombre en su vida y ningún trabajo, tiende a rebajar lo que uno piensa de sí mismo, mientras que construir un negocio que emplea a decenas de miles de personas es un modo bueno de aumentar su amor propio. En vez de intentar hacer a la gente más competente e ir directamente a hacer que ellos se sientan bien con ellos mismos, hemos levantado una sociedad sumamente narcisista.

Echemos un vistazo a la persona típica que crea su propio estilo de arte marcial. ¿Está en sus años 50 y ha empleado décadas rompiéndose los cuernos en sus errores? ¿O está todavía en la treintena y ha obtenido la mayor parte de lo que hace a partir de su colección de DVD’s?

Mira los vídeos que hay en Internet. ¿Cuántos vídeos de Noguchi, Oguri o Nagato Sensei hay en Internet puestos por ellos? En caso de que no lo sepas, la respuesta es ninguno. Es cierto que hay algunos, colocados allí sin su permiso, pero ellos mismos nunca se molestaron en presentar sus propios vídeos para otros. Contrasta esto con todos los vídeos que hay por ahí de otros miembros de la Bujinkan, que parecen no tener otro objetivo que la tentativa de impresionar a otros. El caso es que a la gente parece que le gustan esos vídeos, donde como yo los miro lo único que deseo hacer es un “face palm”. *

* Facepalm es un término coloquial que se refiere al gesto propio de poner la palma de la mano en la cara en una muestra de exasperación. El término se utiliza como una expresión de vergüenza, frustración, incredulidad, indignación… También se utiliza cuando la persona que hace el gesto no cree que aquello pueda expresar semejante nivel de idiotez.

Echa un vistazo a como parece que las cosas se difunden en la Bujinkan. La gente va a Japón y aprende algo. Algunos de esos tipos seguros de sí mismos ven qué es lo que se está enseñando en Japón en aquel viaje suyo, y una vez que regresan a sus países, inmediatamente dan un seminario para enseñarlo. Otros toman lo que vieron y trabajan sobre ello durante meses y años, a veces tratando de encontrar a alguien que conocen para conseguir una retroalimentación al respecto, y sólo entonces tratar de hacerlo llegar a otros. El tipo autoconfiado es el más impaciente para salir corriendo y enseñar lo que apenas acaba de aprender sin mucha práctica, pero la gente parece más naturalmente atraída hacia esa gente que muestra ese tipo de engreimiento y arrogancia. Esto es una gran parte del problema y del por qué mucho de lo que pasa en las artes marciales es así, y la Bujinkan da pena por eso.

Ahora contrasta el típico “master” que hace cosas como crear su propio arte marcial, tiene su foto pegada en un anuncio en la revista Cinturón Negro y se une a grupos como “La Sociedad Internacional de Grandes Maestros”, con la historia de Dan Insanto por ejemplo.

¿Nunca has oído hablar de él? Bien, si conoces un poco a fondo las artes marciales, y el Jeet Kune Do en particular, probablemente lo conocerás de alguna forma. El Jeet Kune Do (JKD) es como Bruce Lee llamó a lo que él hacía. Y Inosanto ahora es contemplado como la persona más bien informada sobre lo que Lee hizo. El caso es que nadie esperaba que Lee muriera tan pronto como lo hizo. ¿Cómo iban a esperar eso? Hasta la muerte de Lee, Insanto fue considerado como su mejor estudiante. Nota la diferencia, él fue considerado un estudiante. Desde luego él echó una mano a Lee con la enseñanza de la materia, pero Lee era el que tenía todo el proyecto y todo el conocimiento. Cuando Lee murió, la gente miró alrededor para encontrar el mejor modo de seguir aprendiendo las lecciones que él había estado enseñando, y Insanto era la respuesta obvia. Así pues, la fama y la responsabilidad recayeron sobre él. Desde entonces, él ha estado tratando de hacer todo lo mejor posible para cumplir con aquella responsabilidad.

Coge ahora el “basurologo” actual (basurologo = mitad basura, mitad catálogo) que pasa por ser una revista seria de artes marciales, y mira a ver qué puedes encontrar mencionado sobre el arte de Bruce Lee. Los tipos con la publicidad, sus títulos de fantasía y declaraciones grandiosas sobre su entrenamiento en JKD, no se llaman Inosanto. Encontrarás alguna mención hacia él de tanto en tanto, pero los tipos que tratan de hacer llamar la atención sobre ellos mismos no son ni una décima parte de lo bueno que es él.

Y esta es más o menos la situación en todas las artes marciales. Aquellos que quieren la fama y la responsabilidad son a menudo los menos dignos de tenerla. Y no solo en las artes marciales, mira lo que la democracia nos ha traído. Ya no tenemos hombres de Estado, tenemos políticos. Los políticos son gente que se especializa en ser elegidos. Tenemos gente que nunca ha sido militar mandando a gente que lleva siendo militar durante décadas. Tenemos  a gente que nunca ha controlado un negocio que nos dice no creer que los negocios y las corporaciones crean empleo, y diciéndoles a los propietarios de negocios lo que pueden y no pueden hacer. Cuanto más seguro de tí mismo estás, será más probable que seas elegido. Alguien que admite que él honestamente tendría que investigar la cuestión antes de la toma de una decisión como presidente, va a ser rechazado por los votantes a favor de alguien que da una respuesta, cualquier respuesta, siempre que esta suene bien.

Así pues, cuando ves algunos de los vídeos presentados por ahí es difícil no sentirse superior. Si alguien me dice que a los japoneses no les gusta el arroz blanco, desde luego voy a reírme en su cara porque yo sé más que ellos al respecto. Pero solo porque yo sé más que ese idiota, eso no significa que yo sepa todo lo que se debe saber sobre ese tema. Cuando tu empiezas a presentar montones de vídeos, estás diciendo esencialmente que tú sabes casi todo lo que hay que saber de la técnica, incluso si luego más tarde tratas de jugar a ser humilde y negarlo.

¿Qué quiere decir todo esto? ¿Cuál es el punto al que trato de llegar?

Bien, ante todo, si tú piensas que eres bueno, seguramente eres una mierda. Si tú tienes muchos vídeos subidos a Internet de tí mismo, haces que tus estudiantes te llamen maestro, piensas que puedes ganarte la vida con la enseñanza, vas revoloteando por ahí enseñando a la gente mientras estás en Japón, en vez de estar trabajando sobre la técnica que el profesor mostró, etc., entonces probablemente eres una mierda. Y no importa si estás rodeado de gente que piensa que eres la reencarnación de Bruce Lee. Si tienes tanta autoestima, necesitas un chequeo de realidad.

Si crees que eres malo, probablemente lo seas. Pero deberías usar eso para trabajar más duro para mejorar. Confía en mí, en diez años mirarás hacia atrás y verás un montón de progreso, mientras que aquellos tipos que van a las cenas de la “Familia Mundial del Consejo de Sokes” estarán todavía estancados en su bajo nivel de comprensión. No te sientas mal por pensar que eres malo, simplemente haz algo sobre ello. Y nunca intentes perder totalmente ese sentimiento. De tiempo en tiempo tienes que mirar hacia atrás y ver que has progresado, y eso es la prueba de que puedes seguir en el camino y seguir mejorando. Está bien sentirse orgulloso, pero trata de no compartirlo. No le des mucha importancia y trata de guardarlo alejado de los otros. Hay una palabra en italiano para el sentimiento de logro que sientes en lo que has conseguido sin que nadie más lo sepa. La palabra es “fiero”. Intenta sentirte “fiero” de tanto en tanto solamente para mantenerte en el camino. Pero en cuanto te encuentres a tí mismo en la necesidad de hacer que otros vean que has progresado, se cauteloso de la trampa que eso puede ser.

Además, empieza a buscar a los profesores que no hacen un gran espectáculo de las cosas. Los mejores profesores son aquellos que pasan más tiempo entrenando que promocionándose a sí mismos. Según mi propia observación, hay una relación inversa entre la cantidad de vídeos en internet y la habilidad verdadera. Encuentra al profesor que con frecuencia dice: “Al menos, así es como yo creo que esto funciona. Pero deberías comprobarlo con aquellos que están en Japón para estar seguro, si tienes la posibilidad.” Lucha contra el instinto natural de gravitar hacia aquellos que tienen mucha confianza en ellos mismos, porque nuestros genes están programados de esa manera.

Pero al final, comprende que el budo verdadero probablemente va a pasar solo a través de una pequeña minoría de profesores, que son los que no pierden el tiempo para promocionarse a sí mismos, y pasará hacia los estudiantes que realmente intentan dar lo mejor de sí mismos para aprender, y no solamente a dar un cuarto de vuelta y empezar a enseñar. La mayoría de artes marciales hoy, sin situaciones actuales a vida o muerte que las empujen, siempre serán el equivalente de Justin Bieber. Mejor reconocer esto y simplemente perseverar en la oscuridad, manteniendo vuestros espíritus vivos para el ocasional sentimiento de “fiero”.

Por Don Roley. Artículo original en su blog

Traducción al español con permiso del autor: Dani Esteban -Kôryu-

shapeimage_2

Don Roley con Oguri Sensei (DEP)

Nota: Los artículos, posts, opiniones etc., no propios, firmados por otros autores, publicados en este blog, sean re-blogueados, copiados o traducidos, siempre con permiso del autor o autores, se publican con el único ánimo de hacer circular la información y las ideas y opiniones, y que dicha información, ideas y opiniones puedan llegar al máximo de gente de nuestro entorno. En ningún caso ello indica que los responsables de este blog coincidan o no, con todo o con parte de dichos artículos, posts, ideas u opiniones.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: