Agradecimiento

3 09 2015

Definición de la Real Academia Española de la Lengua:

agradecimiento.

1. m. Acción y efecto de agradecer.

agradecer.

(De gradecer).

1. tr. Sentir gratitud.

2. tr. Mostrar gratitud o dar gracias.

Hoy quiero mostrar mi gratitud. Me siento agradecido hacia muchas cosas y hacia muchas personas en mi vida. Pero este blog va fundamentalmente de artes marciales, de nuestras artes marciales. Y también en referencia a ellas siento gratitud hacia muchas personas, que han sido o que son: maestros, compañeros, hermanos marciales, amigos de otras artes, alumnos…la lista sería grande y ellos saben quienes son. Y a cada uno de ellos por diferentes motivos les agradezco todo lo que me han dado y lo que algunos me siguen dando.

Llevo 35 años practicando artes marciales y casi 25 intentando también enseñarlas. Y cada día que pasa, sobretodo en los últimos tiempos, que con la edad y la perspectiva me han hecho mucho más crítico y objetivo,  y porque no decirlo, más honesto conmigo mismo, hago más mío el famoso dicho de Sócrates de Atenas: “Sólo sé que no sé nada”.

Y no es falsa humildad como quizás alguno podrá pensar. Lo juro por lo más sagrado. Durante los últimos tiempos practico y enseño, y siempre, indefectiblemente, tras casi cada sesión pienso cuánto me falta por aprender, qué poco sé, qué malo soy…y veo que no me queda ya suficiente vida, a mis 50 años, para llegar a ser todo lo bueno que me hubiera gustado llegar a ser, que tampoco es demasiado.

Nunca pretendí ser un crack de las artes marciales, pero usando un símil futbolístico si que me hubiera gustado llegar a jugar en Primera División. Pero no, eso no ha sido así, ni lo será ya a estas alturas. No es que me infravalore. Creo que simplemente soy objetivo, y cada día veo cuán lejos estoy de llegar a tener un nivel que yo hubiese considerado decentemente bueno.

Pero bueno, he dicho que hoy quería mostrar mi GRATITUD. Y así es. GRATITUD con mayúsculas a alguien MUY especial. Alguien en quien siempre puedo confiar. Alguien que cada día y cada rato que paso junto a él, en el tatami o fuera de él, me enseña algo nuevo o me hace caer en algún detalle que me había pasado desapercibido, o me hace ver las cosas desde una perspectiva diferente, siempre jugosa e interesante. Alguien que no deja nunca de sorprenderme por su gran capacidad marcial, por su gran didáctica, por su forma de enseñar, por su forma de ver la vida… alguien a quien tengo de ejemplo y a quien soy incapaz de emular.

Ese alguien es mi hermano marcial Kim Oliveras. Para mí un referente.

Sí claro, es mi amigo de toda la vida y mi hermano marcial desde siempre. ¿Qué voy a decir de él pensarán algunos?

Poco me importa lo que piensen esos algunos. Sobretodo esos algunos que según otro hermano marcial se ponen a hablar en lenguas vernáculas a la mínima de cambio, y se ven a sí mismos como los Kongôrikishi, los guardianes del Buda. Esos que creen que han alcanzado el satori del Budo y que dicen escuchar mensajes de los Kamis marciales donde no hay más que charla insustancial o cotidiana.

Nadie me obliga a escribir esto y se que no te gustará que te echen este tipo de flores en público. Pues lo siento hermano. Alguien tenía decirlo. Y lo digo yo, alto y claro. Hay mejores personas que tú en el mundo. Hay personas más inteligentes. Hay gente mucho más buena que tú marcialmente hablando. Lo sé. Todos lo sabemos.

Pero amigo, tú sacas agua del desierto y ves luz donde otros no ven nada. Tú tienes las proporciones cuasi perfectas de todas las cualidades necesarias: honestidad, humildad, disciplina, habilidad técnica, inteligencia, coraje…

Y yo tengo la inmensa suerte de tenerte cerca y aprender siempre de tí.

Y si tengo problemas a quien quiero tener cerca es a tí, no a ellos.

Gracias Kim. Gracias hermano.

“Eres lo que eres en el presente, deja atrás el pasado, no cargues culpas. Elimina toda ansiedad por el futuro. Préparate a trabajar por tu evolución hasta el último instante de tu vida. No le rindas cuentas a nadie, sé tu propio juez. Si quieres triunfar, aprende a fracasar. Nunca te definas por lo que posees. Nunca hables de tí sin concederte la posibilidad de cambiar. Piensa que no existes individualmente; que lo que haces, se hace. Sólo aceptando que nada es tuyo serás dueño de todo. Conviértete en una total ofrenda. Da, pero no obligues a recibir. No hagas sentir culpable a nadie, eres cómplice de aquello que sucede. Deja de pedir y comienza a agradecer. Obtén, para repartir…” Alejandro Jodorowsky

kim y dani hombu

 

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: